Post - Título oculto

Cómo elegir la mejor plataforma de pago online para tus clientes y tu bolsillo

mejor-plataforma-de-pago-online

Las reglas han cambiado y a muchos emprendedores nos les ha quedado más remedio que digitalizar sus negocios para aumentar sus ingresos. Uno de los retos es acertar con una plataforma de pago segura, rentable y que no suponga a fin de mes una sangría de comisiones.

¿Qué es una plataforma de pago?

Una plataforma de pago es una herramienta que se implementa en tu página web o tienda online para que tus clientes puedan pagar de forma ágil y segura el producto o servicio que te compran.

¿Las mejores plataformas?

Aquellas que son fáciles de utilizar, rápidas en las transacciones, de bajo costo en comisiones y que ofrecen todas las medidas de seguridad en los cobros y gestión de datos del cliente.

Qué debes tener en cuenta a la hora de elegir una plataforma de pago

El tiempo de integración

Infórmate sobre cuánto van a tardar en integrar la plataforma dentro de tu tienda online. Algunas lo pueden hacer en 24 horas, y otras, como los TPV virtuales, precisan de permisos para instalarlos.

El costo de la plataforma

Es uno de los aspectos a los que más atención debes poner para luego repercutir en el precio de tu producto. Hablamos de costo de instalación, el de mantenimiento y las tasas a pagar por cada transacción.

La gestión de pagos a través de una API

En la mayoría de los casos cuando un cliente compra y se dispone a pagar, la plataforma le lleva a otra página diferente para gestionar el cobro.

Pues bien, un alto porcentaje de los usuarios abandonan la compra en este punto porque no les gusta ir de un sitio a otro para pagar, son desconfiados y quieren hacer toda la gestión desde un mismo lugar.  

En este caso tienes dos opciones.

  • Asegurarte de que la plataforma de pago ofrece una Interfaz de Programación de Aplicaciones (API, por sus siglas en inglés) que permite gestionar los pagos sin salir de la tienda online.

Seguridad y sistemas anti fraude.

Necesitas certificados de seguridad SSL y un sistema de verificación AVS para evitar tarjetas falsas y robadas.

Hay empresas como HUBOX, que proporcionan un sistema para incorporar a la plataforma de pago, y que además de cumplir con la Ley de Protección de Datos, permite la identificación segura y anónima del cliente mediante códigos QR.

Preferencias del cliente

No debes incluir todas las plataformas de pago al principio porque te verás con unos gastos mensuales fijos y no obtendrás rendimiento.

Si conoces a tu cliente, también conoces como paga, las tarjetas que usa, si tiene o no billetera digital. Empieza por un par de ellas y luego añade o quita las que mejor se adapten a sus preferencias.

Según un estudio realizado sobre preferencia de pago en internet, el 85% de los compradores online utiliza tarjetas de crédito y débito. La segunda forma de pago más utilizada es PayPal con 79%. De lejos le siguen las transferencias bancarias con 39% y el contra reembolso con 28%. Este último ya casi en desuso.

Soporte

Cuanto contratas un servicio de hosting con servidores VPS valoras que disponga de un sistema de atención al cliente efectivo. Lo mismo debes hacer con el proveedor del sistema de pago.

Escoge una empresa con un soporte técnico eficaz y rápido que tenga varios métodos de atención al cliente para que la gestión de incidencias no te haga perder ventas.

Usabilidad

Los móviles siempre han sido los dispositivos desde donde se realizan más búsquedas, pero el porcentaje mayor de conversiones se genera en el ordenador.

Las plataformas de pago a través del móvil han evolucionado para ofrecer mayor seguridad y transmitir más confianza al usuario.

Asegúrate que el método de pago que elijas te ofrece la mejor tecnología y facilita compras rápidas y seguras tanto en el móvil, como en el ordenador.

Las 7 pasarelas de pago más utilizadas (comisiones incluidas)

1.- Redsys

El TPV virtual es un terminal de pago que contratas con una entidad bancaria. Se instala mediante un plugin en tu tienda online y los pagos se procesan de inmediato.

Los datos van del usuario al banco, sin pasar por la tienda. Esto significa que el comprador debe salir de la web para realizar el pago – ya sabes, explícale el proceso si quieres que no abandone la compra.

Las comisiones por su uso son bajas, alrededor del 1 % y se cobran cada vez que tengas una venta. A esto hay que añadirle una cuota de mantenimiento y un pago único de apertura.

2.- PayPal

Es uno de los métodos de pago preferidos por los usuarios. No necesitan dejar sus datos bancarios en la tienda y eso les proporciona seguridad. Además, pueden realizar compras con sus tarjetas desde Paypal.

Paypal es un sistema rápido, ofrece soporte telefónico, protección contra el fraude y se adapta a todo tipo de negocios, da igual su tamaño o sector de actividad.

Sin embargo el dinero de la venta se queda en la plataforma y requiere una transacción para transferirlo a tu cuenta bancaria, lo que implica más comisiones (comisiones que por cierto suelen ser bastante elevadas)

El importe de la comisión de PayPal es de 0,35 euros más el 3,4% del importe la transacción realizada.

Por ejemplo, si realizas una compra de 100 euros, PayPal cobrará 3,75 euros de comisión al vendedor en concepto de transacción comercial.

La plataforma además ofrece diversas tarifas planas a los vendedores que contratan sus servicios de forma habitual y, dependiendo del volumen de ingresos que generen, rebaja la comisión de forma progresiva hasta el 1,9% por transferencias superiores a 100.000 euros al año.

3.- Amazon Payments

Es una alternativa a PayPal con la ventaja de que si ya eres usuario de Amazon, gozas de todas los beneficios que ofrece este gigante de internet.

Las comisiones por transacciones dentro de España no supera el 3,4%, además de un coste de 0’35€ como tarifa de autorización por usar el servicio que ofrece. Estas comisiones pueden disminuir dependiendo del volumen de negocio.

Al igual que Paypal es de fácil integración en tu tienda online.

4.- Stripe

Es una alternativa similar a PayPal pero con algunas diferencias. Está en pleno crecimiento y por eso es menos conocida. Pero es una buena opción para el comerciante porque la comisión es menor que la de su principal rival.

Se trata de un método fácil y rápido en el cual el pago se hace sin salir de la tienda online. También se pueden realizar pagos con tarjetas de crédito con este sistema.

Igual que en PayPal el dinero queda en Stripe.

Las tarifas son 1,4 %+0,25 € para tarjetas europeas, y 2,9 % + 0,25 € para tarjetas fuera de Europa.

5.- Google Pay

Es la copia de PayPal en Google. Es gratuita y fácil de implementar en la tienda online. Solo necesitas que tu desarrollador inserte unas líneas de código y lo tendrás funcionando en menos de una semana.

6.- 2Checkout

No es de las más utilizadas, pero sí la más recomendada para tiendas online que vendan a nivel internacional ya que está disponible en un total de 15 idiomas y ofrece 87 opciones de divisas.

La tarifa media es del 3,5% + 0,30€ por transacción. No hay cuotas mensuales, ni tampoco cuotas de instalación, ni tienen cargos ocultos como por ejemplo los de protección contra el fraude o facturación recurrente.

Es una buena opción para aquellos que están arrancando su negocio digital y quieren reducir sus gastos iniciales. Eso sí, cobran 20€ por cualquier devolución de cargo.

También te ofrecen la opción de elegir cómo quieres recibir tus pagos.

Si aceptas pagos de clientes de fuera de España, se aplica un cargo del 1,5%. Recuerda que esto puede cambiar dependiendo del país al que dirijas tu negocio. De media, una conversión de divisas tiene una comisión del 2% al 3%, además del tipo de cambio diario del banco.

Si tu ecommerce procesa transacciones por valor de más de 50.000 € al mes, puedes acceder a un descuento por volumen.

7.- WePay

Es una plataforma que permite gestionar solicitudes de pago complejas, como por ejemplo campañas de crowdfunding.

Facilita a las empresas los cobros a través del software y las aplicaciones que utilizan a diario en sus negocios online. Acepta las principales tarjetas de crédito (Visa, Mastercard, American Express y Discover) y opera en la misma web sin redirigir al usuario a un sitio distinto.

Tiene una tarifa simple de 2,9 % + 0,30€ por transacción.

¿Aceptas Bitcoins? Entonces esta es tu pasarela

Coinbase es una pasarela de Bitcoins y detrás de ella hay empresas como por ejemplo el BBVA. Solo te interesa integrarla en tu tienda online si aceptas pagos en moneda electrónica.

No se cobra ninguna tarifa para utilizar Coinbase Commerce. Sin embargo, para retirar fondos, o cambiarlos a moneda física, hay que pagar tarifas que pueden variar en función de las circunstancias del mercado.

El usuario quiere gestiones sencillas, rápidas y seguras. Recuérdalo. No facilitarle el camino puede suponer que se enfríe y abandone su decisión de compra.

Pagos seguros, pero procesos de compra lentos

Hablamos de la transferencia bancaria y del contra reembolso. Sistemas de pago que se siguen realizando, incluso en el comercio online, y aunque son seguros para el cliente, si decides incorporarlos tienes que tener en cuenta estos dos factores:

1.- Que las transferencias requieren de verificación de pago previa para el envío al cliente. Además, el usuario tiene que realizar más gestiones y eso puede enfriar su decisión de compra y abandonar el proceso.

2.- Que las empresas encargadas del envío contra reembolso cobran una comisión entre el 3% y el 5% del valor del producto.

Analizar y prever tus costos te evitará pérdidas innecesarias

Como ves la lista de plataformas de pago es muy amplia, aquí te hemos mostrado las que más se suelen utilizar.

Antes de decidirte, asegúrate de entender cómo funciona cada una de ellas para elegir la que mejor se adapte a tus necesidades.

Cada plataforma tiene sus propias tarifas y condiciones, para evitarte sorpresas, nosotros te recomendamos:

·     Que apliques la repercusión en tus precios de la más desfavorable, asegurándote cubrir todos los costes.

·     Que incluyas un incremento sobre fallidos o estafas, ya que todas las operaciones por debajo de 20 € tienen muy poco control de seguridad.

·     Que calcules un coeficiente para protegerte de las devoluciones, ya que aquí también te cobrarán un porcentaje que tú no podrás cobrar a posteriori a tu cliente.

El coste de elegir una plataforma de pago no es más que uno de los ítems dentro de lo muchos que hay que tener en cuenta a la hora de implementar la parte de ventas online dentro del negocio.

Analiza en profundidad todos tus costos y si necesitas ayuda, elaboramos estudios muy detallados que detectan fallos y aportan soluciones.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados como *